jump to navigation

4 años perdidos octubre 15, 2011

Posted by javiersalinas in General.
1 comment so far

Se acercan las elecciones. El 23 de octubre se elegirá, entre otras cosas, al Intendente de Mar del Plata para los 4 próximos años.

Y siendo que este es un blog sobre el transporte público, que inicié apenas 2 meses antes de ser elegido el actual Intendente Gustavo Pulti, que va por la reelección, creo que es bueno hacer un balance de la política de transporte de este político, que como ya se puede anticipar desde el título, considero que fueron 4 años perdidos, de total ausencia del Estado municipal en el tema.

Para empezar, recordemos que el gobierno de Pulti recibe el transporte libre de “agenda vieja”. En el año 2005 se había sancionado y promulgado la ordenanza que terminaba con décadas de servicio precario y en mayo del 2007 se firmaron los contratos de concesión.

Veamos la parte que mas le importa al usuario: el precio del boleto.

Durante el año 2007 y mitad de 2008 el boleto de colectivo estuvo a $ 1.17. El 18 de junio de 2008 fue aumentado a $1.40. En los primeros días del 2009 pasó a costar $1.60. Un 36.7% de aumento en dos años.
La inflación del 2007 fue del 8.47% y la del 2008 de 7.23%. Sumados ambos años, tuvimos una inflación del 15.7%, el aumento del boleto fue de 21 puntos porcentuales mas alto que la inflación. Mas del doble de lo que supuestamente aumentaron los costos.
En el 2007 el transporte recibió 1.8 millones mensuales de subsidios en promedio (un 71% mas que en el 2006) y en 2008 los subsidios aumentaron a 2.5 millones mensuales (un 39% mas que en 2007)

A principios del 2010 (22/2/2010) el boleto pasó a costar $ 1.80, que es un 12.5% de aumento. La inflación del 2009 fue de 7.12% . Nuevamente, el aumento supera la inflación del año que estuvo congelado.
Los subsidios del 2009 fueron en promedio de $ 4 millones mensuales. Un 60% mas que el año anterior.

Siguiendo el “compromiso” de un solo aumento anual, el 10 de febrero de 2011 el boleto plano pasa a costar $ 2.10. Aumento: 16.6%. La inflación del 2010: 10.9%. Los subsidios del 2010: 6 millones mensuales (48% de aumento)

El mecanismo de pago del boleto se puede comparar con una comedia de enredos. Recordemos que en su momento, el Intendente Daniel Katz les habría hecho un “guiño” a los empresarios del transporte para que compraran monederas, cuyo uso sería aprobado sin problemas.
Tras el cambio de gobierno, dicen quienes han estado cerca del Presidente del HCD, Marcelo Artime, que en ocasión de un asado donde era palmeado por los empresarios, también hizo la misma promesa.
Sin embargo, todos los funcionarios de Acción Marplatense, ante cualquier consulta periodística, decían que las tarjetas por aproximación eran “superadoras” y “el mejor sistema”. Los concejales de A.M., en cambio, en cada ocasión que se presentaba en comisiones o en sesión ordinaria, votaban a favor de las monederas.
Finalmente, tras dura batalla contra la instalación de monederas, cuyo objetivo mas sobresaliente era la posibilidad de evadir cualquier control impositivo y/o municipal, se logró imponer el sistema de tarjetas por aproximación. Aunque, por desgracia, de tantas prórrogas que se les permitió, recién estuvo en funcionamiento a principios de este año.
Y la lucha por llegar a la cantidad de puestos de recarga que establecen las ordenanzas todavía no ha terminado. La de lograr sistemas de débito automático o post pago con factura están cada vez mas lejanas.
Ni que decir de adherir al S.U.B.E. y ampliar la capacidad de recibir turistas con su tarjeta de transporte en la mano en vez de tenerlos dando vueltas para conseguir una.

El gobierno municipal ha dejado a los transportistas que hicieran lo que se les antojó. Y no por ignorancia, ya que personalmente me ocupé de decirle a Pulti, en agosto de 2008, que “el transporte público es algo demasiado importante como para dejarlo en manos de los transportistas”.

Seguridad y GPS.

Tener los GPS instalados está en el pliego de bases y condiciones como requisito para dar inicio a la prestación del servicio.
Al 15 de octubre de 2011, no hay una sola información que demuestre que están todos instalados, funcionando y monitoreados. Las únicas evidencias se han dado en sentido contrario, con las reiteradas denuncias, que por desgracia se hacía después de las agresiones y robos a los choferes, por el no funcionamiento del botón de pánico.

El acceso a la información

Uno de los puntos mas conflictivos en lo que respecta a la transparencia que se declama pero que no se ejerce.
Ante cada aumento de boleto, conseguir una copia del cálculo realizado por los funcionarios del D.E. fue un via crucis.
La página con información del transporte de la MGP no se actualiza desde marzo del 2009.
No existe un listado de horarios del transporte, ni en la MGP ni en las empresas de transporte, por lo que nadie sabe a que hora exacta pasa el colectivo por la parada mas cercana a su casa.
No hay un solo dato oficial sobre los reclamos realizados al 0-800 de quejas, como se tramitaron y si finalizaron en sanciones, cuales fueron las aplicadas.
Los tres expedientes que inicié solicitando acceso a la información por el costo del boleto, las frecuencias y los reclamos, nunca fueron contestados y duermen en alguno de los cajones del inútil de Guillermo Iglesias, Director de Transporte Urbano.

En resúmen: El gobierno municipal ha permitido que las ganancias de las empresas sigan creciendo sin ningún tipo de control, ya que el aumento de los ingresos han sido siempre superiores a los aumentos de costos.
El gobierno municipal ha optado por la falta de información. De nada vale que se pongan cientos de nuevos colectivos, en cumplimiento de los requisitos establecidos por los contratos, si no se puede pagar el boleto fácilmente, si no se sabe a que hora uno puede tomar ese colectivo ni a que hora llegará a destino.
La intendencia ha decidido no ejercer el control. De nada sirve un 0-800 para presentar las quejas si ni siquiera se sabe si se toma nota de las mismas o si mientras nos atiende la operadora se está pintando las uñas.

4 años se han perdido por ineficiencia y complicidad. Pero lo peor de todo es que el transporte no es el único tema en el que este gobierno ha demostrado estas dos condiciones.

Anuncios

4 años por perder octubre 1, 2011

Posted by javiersalinas in General.
add a comment

Ya pasaron las elecciones. Ya sabemos que tenemos 4 años mas de intendencia de Gustavo Pulti. Ya presumimos que, en materia de transporte público, serán otros 4 años a perder.

Nada hace presumir, dada la experiencia de los 4 años que pasaron, que se vaya a hacer algo por solucionar los problemas que el transporte público marplatense le genera a los habitantes de la ciudad.

Si en 4 años no quisieron revisar la metodología de cálculo del boleto, cuyo resultado entrega a las arcas empresariales un 30% mas de ganancia, no encuentro motivo alguno para que esto vaya a resolverse.

Si durante 4 años tuvieron un discurso esquizofrénico, con el Departamento Ejecutivo dejando de lado las monederas y el bloque de concejales de AM promoviéndolas, y si durante 1 año no presionaron a los empresarios para que aumenten los puestos de recarga ni a que implementen medios electrónicos para tal fin, no creo que se vayan a preocupar por esto de ahora en adelante (salvo, claro está, por ver como autorizan el funcionamiento de las monederas).

Si en 4 años no quisieron informar a la ciudadanía cuales son los horarios de los micros, ni actualizar las variaciones de los recorridos, ni poner carteles (inteligentes o idiotas, lo mismo hubiera dado), ni como se tramitaron las denuncias, tampoco veo que les vaya a preocupar hacerlo en el futuro.

Si en 4 años no les importó que los alumnos que cursan en forma obligatoria tuvieran el boleto gratuito, llegando al extremo de tomarles el pelo, si no quieren fomentar la continuidad educativa con un boleto universitario y si se niegan a darle una ayuda a los jubilados, lo mas probable es que sigan por la misma linea de pensamiento.

Resumiendo, en estos 4 años por venir solo puedo pronosticar mas transferencia de dinero de los bolsillos mas necesitados hacia empresarios que no tuvieron ningún prurito en ofrecer y pagar coimas para mantener sus ya elevadas ganancias, las que hasta les permiten otorgar “créditos”, mas inacción en el control, menos información y posibilidades de control y, por supuesto, una continuidad en la complicidad del gobierno local con los prestadores del servicio.

Y como siempre, mi deseo mas profundo es estar completamente equivocado.